Banco Central argentino proyecta inflación del 55 por ciento en 2019

Los expertos consultados ven un futuro negro para la economía del país sudamericano: aumentaron las estimaciones del precio del dólar y se prevé crecimiento negativo también en 2020.

El último informe de las expectativas de mercado, emitido este martes (03.09.2019) por el Banco Central de Argentina, asegura que los analistas estiman que la inflación del año 2019 en ese país de Sudamérica será del 55 por ciento, luego del agravamiento de la crisis económica en el último mes. La última proyección, conocida en julio, estimaba en un 40 por ciento el aumento del costo de la vida.

Además, los expertos consultados por el Banco Central pronostican que la caída del Producto Interno Bruto (PIB) será de un 2,5 por ciento, un incremento en comparación con el -1,4 por ciento estimado en julio. También se estimó una previsión de caída del PIB en 2020 de 1,1 por ciento, en contraste con la expansión de 2 por ciento que proyectaban en la encuesta previa de julio.

La fuerte corrección al alza en las proyecciones de la inflación se dan tras las severas tensiones financieras desatadas en Argentina a partir del revés en las primarias del 11 de agosto sufrido por el presidente Mauricio Macri, que aspira a la reelección en octubre próximo. Además, se conoce el mismo día en el que la Bolsa de Buenos Aires se desplomó 11,9 por ciento.

Dólar al alza

Las cifras negativas se extenderán, al menos, hasta el año 2021, según los analistas, que estiman que la inflación en 2020 será del 38 por ciento, y que en 2021 llegará a un 28,3 por ciento. Al menos, los cálculos señalan que el PIB debería volver a crecer el 2021, con un 1,9 por ciento. Recordemos que la economía argentina se encuentra en recesión desde el segundo trimestre de 2018.

Respecto al dólar, “la proyección de los analistas del tipo de cambio nominal promedio para septiembre ascendió a 60,0 pesos por dólar (+13,8 pesos por dólar respecto del REM previo)”, subraya el informe. Para diciembre de 2020, en tanto, la proyección se ubicó en 87,1 pesos por dólar. Sólo en las últimas tres semanas, el peso argentino se ha depreciado un 20 por ciento.

 

Fuente: Deutsche Welle (DW)