Talibanes dejan 5 muertos y 50 heridos tras ataque en Kabul

El atentado tenía como objetivo un complejo donde se alojan extranjeros, y ocurrió justo cuando el enviado especial de EE.UU. hablaba del acuerdo de paz que se negocia con… los talibanes.

Los talibanes reivindicaron un atentado suicida perpetrado este lunes (02.09.2019) en Kabul, que dejó al menos cinco personas muertas y cincuenta lesionadas. El ataque ocurrió poco después de un encuentro entre el presidente de Afganistán, Ashraf Ghani, y el emisario estadounidense Zalmay Khalilzad, donde conversaron de los avances de las negociaciones de paz con los talibanes.

La explosión tuvo lugar cerca del vasto complejo “Green Village”, que acoge a agencias de ayuda y organizaciones internacionales, y vino acompañada por un intercambio de disparos y una segunda explosión en una gasolinera. La deflagración se produjo mientras la televisión afgana transmitía una entrevista al enviado estadounidense.

En ella Khalilzad, que lleva cerca de un año negociando con los talibanes, dijo que  EE.UU. está dispuesto a retirar sus soldados de cinco bases. “Hemos acordado, si las condiciones son conformes al acuerdo, que dejaremos en 135 días cinco bases en las que estamos actualmente presentes”, declaró al canal Tolo News. En la conversación, Khalilzad, nacido en Afganistán, habló en darí (persa afgano).

“No hubo atentado”

El portavoz de los talibanes Zabihullah Mujadid reivindicó la autoría del atentado cometido, según él, por un kamikaze y un comando. “Decenas (de extranjeros) murieron y resultaron heridos”, aseguró el vocero, quien agregó que el objetivo del ataque era un “nido de invasores extranjeros”, perpetrado en respuesta a las operaciones estadounidenses y del Ejército afgano contra civiles. En sus reportes, los talibanes suelen entregar números exagerados de las víctimas provocadas por sus acciones.

El portavoz del Ministerio del Interior, Nasrat Rahimi, detalló que todas las víctimas son civiles y adelantó que el número de fallecidos podía aumentar. La ONG italiana Emergency, por su parte, reveló haber atendido a 26 pacientes, entre ellos “dos niños que llegaron muertos”. El gerente del campamento “Green Village”, Baryalai Ghafoori, en tanto, aseguró que no hubo “ningún ataque suicida” y que lo que realmente ocurrió fue que “un camión cisterna lleno de gasolina (…) explotó en el medio de la carretera”.

 

Fuente: Deutsche Welle (DW)